Material para correr por montaña

Escrito el: Martes, 19 abril 2016 09:59h

Material para correr por montañaSon muchos los que se animan a entrenar y correr por la montaña y es que las variables que nos podemos encontrar en la montaña son infinitas, los cambios y las adversidades están a la vuelta de la esquina y estar preparado para ninguna de esas variables te destroce tu salida e incluso llegues a pasarlo mal es importante. La montaña tiene sus propias reglas: Seguridad, luz, hidratación, comida, comodidad, meteorología, protección. Para que nada se pueda torcer hay que ir bien equipado y aquí queremos mostrarte el material para correr por montaña que te será necesario.

Empecemos por lo primordial y es la ropa, una camiseta térmica para los días fríos y húmedos. La camiseta o camisetas que elijamos que sean cómodas y transpiren para los días de calor, que sea de secado rápido son los valores que deben confeccionar en una camiseta técnica. Por la parte inferior unos pantalones que transpiren y te permitan moverte ágilmente. Si vas a moverte por zonas con mucha maleza, ramas y maleza que te pueda arañar y dañar piénsate en cubrirte las piernas con unas mallas más largas o unas perneras.

Por la parte superior una gorra y unas gafas de sol para protegerte del sol, del polvo o del agua. También podemos elegir un buff o pañuelo que puede ser más versátil, hacer las veces de gorra y protegerte del sol, recoger el sudor o el pelo, puede servirnos para abrigarnos el cuello y cara del frío, puede servirnos para secarnos el sudor y se puede guardar en la muñeca.

Los guetes o polainas son unas protecciones que se colocan sobre las zapatillas para evitar que el barro, la nieve o la arena se introduzcan en las zapatillas y puedan hacer rozaduras o heridas. Y es que los pies es algo que necesita las máxima protección y comodidad y las zapatillas han de ser las adecuadas al terreno y la distancia que vamos a recorrer. La talla ha de ser la adecuada, medio número más grande para evitar golpes en las bajadas. La amortiguación y la durabilidad de la suela como la estructura de la suela con sus tacos para poder correr por tierra, ramas, rocas y zonas húmedas. Las zonas más sensibles a roces y golpes han de tener protección como en el talón.

Los relojes o los GPS no solo sirven para saber la distancia, el desnivel y los datos de la actividad sino que muchos GPS con mapa son un seguro para no perdernos siguiendo una ruta, algunos relojes que no tienen mapa tienen la posibilidad de deshacer el recorrido o ir al punto de partida. También nos puede dar las coordenadas en las que estamos en caso de algún imprevisto.

Material para correr por montañaEl uso de bastones es algo aparte que muchos corredores de montaña usan y otros tantos no, de todas formas si los pruebas y te van bien son una gran ayuda de estabilidad y en las subidas. Los hay de diferentes medidas y materiales, más pesados y que se pliegan. Son un buen punto de apoyo. Algunas mochilas llevan zonas para poder guardarlos y que no te estorben.

La mochila es un punto importante con diferentes opciones que la podemos llenar. Para empezar la mochila ha de ser ajustada al cuerpo para que no nos tire cuando corremos y no nos estorbe, que sea parte de nosotros para ello ha de ser ajustable en pecho y cintura. Debe llevar zona para bidones de líquidos o bolsa de hidratación para las rutas calurosas o largas, el móvil y silbato para los caso de pérdida o accidente. Debemos llevar algún kit de primeros auxilios, comida, geles. Finalmente la mochila nos permite adaptarnos a los cambios climáticos que podemos encontrarnos en el transcurso del recorrido, con diferencia de unos cientos de metros podemos encontrarnos zonas húmedas, corrientes de vientos, nubes y otros imprevistos. Meter en la mochila, un cortavientos, un abrigo u otra capa, manguitos, guantes son prendas que podemos poner en la mochila con poca variación de peso.

Compártelo ...Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+Pin on Pinterest